¿Estoy embarazada? Síntomas del embarazo en los primeros días

Cuando el embarazo es buscado y deseado lo normal es que estés atenta a todos los cambios que puedan ir produciéndose en tu cuerpo. Tu expectación frente a una posible gestación hace que te encuentres alerta para percibir cualquier modificación, tanto física como en tu estado de ánimo, para esclarecer si has quedado encinta y dar la bienvenida a la maternidad.

Sin embargo, a pesar de tratar de encontrar síntomas de embarazo ya desde los primeros días tras el coito, lo cierto es que hasta que no se evidencia que tienes un retraso en la menstruación, los signos que la preceden son también comunes a otras afecciones que no tienen nada que ver con un embarazo como un resfriado común, la ovulación o el síndrome premenstrual. 

De hecho, a excepción de la falta de menstruación que es el signo definitivo en todos los embarazos, las señales que percibe cada mujer difieren mucho e incluso puede darse el caso de que no se advierta ningún síntoma.

¿Cuándo empiezan y cómo son?

 

Normalmente, las mujeres que sí sienten o padecen síntomas de embarazo comienzan a notarlos alrededor de quince días después de la relación sexual, o incluso antes, en torno a 10 o 12 días tras la concepción.

Los primeros signos de que estás embarazada son comunes a los de otras gestantes pero no todas tienen porqué percibirlos de igual modo ya que cada mujer es diferente. Quizás en tu caso concreto notes unos pero otros no, todos englobados dentro de lo que se espera de las primeras semanas de gestación y que comúnmente son los siguientes: 

 

  • Ausencia de menstruación (tener en cuenta que también podría deberse a ciclos irregulares y otros trastornos hormonales, psicológicos o alimenticios).
  • Percibir cierta sensibilidad e hinchazón en los senos. Es el síntoma temprano más frecuente en mujeres embarazadas.
  • Sentir náuseas.
  • Observar que se produce un leve manchado. Muchas mujeres esperan que en algún momento después de la concepción y antes de que hubiera sido su próxima menstruación, aparezca un manchado denominado como sangrado de implantación.

Además de la falta de menstruación, percibir cierta sensibilidad e hinchazón en los senos es el síntoma temprano más frecuente en mujeres embarazadas.

Este tipo de sangrado puede producirse como consecuencia de la implantación del óvulo fecundado en el endometrio. Normalmente, ocurre alrededor de entre diez y quince días después de la concepción pero hay mujeres en las que no se da o es tan leve que pasa inadvertido, mientras otras pueden confundirlo con una menstruación leve según la cronología en la que puede surgir. 

Para tener más claro que es un sangrado de implantación, tener en cuenta que este se caracteriza por ser más fluido, más leve, y durar, normalmente, menos tiempo que una regla normal.

 

  • Tener aversión por algunos alimentos concretos.
  • Aumento del sentido del olfato y sensaciones de repulsión relacionadas con este.
  • Notarse cansada.
  • Experimentar cambios de humor.
  • Inflamación del abdomen.
  • Incremento en la frecuencia miccional (necesidad de orinar).
  • Padecer estreñimiento o diarrea.
  • Sufrir calambres.
  • Comprobar que aumenta en unas décimas la temperatura basal (temperatura en reposo). Es uno de los signos más característicos que se produce de manera natural en la segunda mitad del ciclo menstrual, para después disminuir poco antes o poco después de que se manifieste la menstruación, por lo que, aunque sea un síntoma común en todas las mujeres gestantes, no es exclusivo del embarazo.
  • Estar con la nariz congestionada.

El sangrado de implantación se caracteriza por ser más fluido, más leve y durar, normalmente, menos tiempo que una regla normal.

Test de embarazo y análisis de sangre

 

Es comprensible que, si deseas quedarte embarazada, quieras conocer cuáles son los signos y la sintomatología propios de un embarazo incipiente. De hecho, es necesario y conveniente conocerlos para saber que, efectivamente, la concepción que tanto buscabas se ha producido. No obstante, lo único que confirma que estás encinta es un test de embarazo en el momento adecuado y una analítica de sangre que muestre los valores de la Hormona Gonadotropina Coriónica (HCG), específica del embarazo. 

Y por supuesto, lo más importante, acudir a tu ginecólogo para que confirme el embarazo y empiece a hacer un seguimiento del mismo, dándote las pautas a seguir y todas las recomendaciones para que transcurra de la mejor forma.

Ayuda de la tecnología

 

El embarazo es un periodo de cambios e ilusiones muy importante en la vida de una mujer. Conscientes de ello y de la preocupación que suscita desde el punto de vista de tu salud como futura madre y de la de tu bebé, en Elma nos ponemos a tu disposición para que estés informada lo mejor posible y ayudarte a resolver tus dudas acerca de la maternidad.

Elma cuenta con un equipo de médicos y especialistas de la salud que está a tu servicio las 24 horas del día todos los días de la semana para guiarte y prestarte una asistencia médica profesional accesible.